¡Samia Duarte se ha quedado viuda recientemente y se ha follado al sepulturero que trabaja en el cementerio donde está enterrado su esposo!


Samia Duarte ha quedado traumatizada tras el fallecimiento de su marido, y cada día acude a su tumba en el cementerio. Un día llegó un nuevo sepulturero que la puso muy cachonda, y que le hizo olvidar por completo sus malos recuerdos. Llama mucho la atención la follada que lleva a cabo a plena luz del día en el campo santo, y cómo es capaz de tener un orgasmo delante de la tumba de su amado y querido marido.